jueves, 24 de marzo de 2011

Estructuras de los polímeros

Las propiedades físicas están íntimamente relacionadas con la estructura de los polímeros: Los elastómeros y los termoplásticos están formados por polímeros lineales, estos pueden tener ramificaciones en sus cadenas pero carecen de enlaces covalentes. Sólo actúan en ellas las fuerzas de Van de Waals o enlaces de hidrógeno, que son fuerzas relativamente débiles y permiten que en caliente sean más o menos fluidos y se puedan moldear y estirar en forma de fibras.

Los termoestables están formados por polímeros tridimensionales. Éstos cuentan con fuertes enlaces covalentes que dan rigidez a la macromolécula. A consecuencia son insolubles en cualquier disolvente, bastante duros e infusibles.

Los polímeros son estructuralmente amorfos (consecuencia de que cuando el número de cadenas es muy elevado éstas se enrollan entre ellas) aunque diagramas de difracción de rayos X muestran la existencia de pequeñas regiones ordenadas, llamadas zonas cristalinas. Un polímero tendrá mayor o menor grado de cristalinidad dependiendo de que las zonas cristalinas estén desorientas u orientadas entre sí. Lo cual afectará a las propiedades físicas del polímero, tendrán mayor resistencia mecánica y un punto de fusión más elevado cuanto más cristalinos sean.
En general los polímeros lineales son más cristalinos que los polímeros tridimensionales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada